lunes, 6 de abril de 2009

UN TENTADERO DE NOTA










El pasado sábado puede disfrutar de un tentadero de lo más interesante en la finca Gusende Moscosa, propiedad de Antonio Palla. Los pocos que estabamos en la preciosa y amplia – 36 metros de diámetro- plaza de tientas pudimos disfrutar de la torería de Frascuelo y la encastada garra de Mario.
En compañía de Javier Salamanca, los amigos segovianos, Luis, Javier “Torear” y otros pocos invitados puede comprobar que en esta vacada hay mucho más “carbón” del que hay en muchas del mismo encaste. En Francia la llaman “los fuenteymbros de Salamanca”, y es cierto que bien se parecen a esos animales que Ricardo Gallardo lidiaba en sus comienzos.Dos vacas sacaron bravura de la buena, de la que dura y dura. Otra bajó un poco porque al final se rajó y la última fue un garbanzo negro, duro, que le sirvió al chaval para coger oficio. Una nota media bastante alta, cosa frecuente en esta casa según me han contado. Y si la exigencia, como dice Antonio hijo, es la norma de la casa lo normal es que después se recojan los éxitos que merecen. ¡Suerte ganaderos!

2 comentarios:

javier dijo...

Pasamos un grán día. Me alegró verte.

SANCHEZ-LOPEZ dijo...

Un buen tentadero, en buena compañía, con buen tiempo,¿qué más se puede pedir?
Nos vemos pronto.