viernes, 10 de noviembre de 2006

LOS VERAGUAS SALMANTINOS.


Cuando en las primeras décadas del siglo XX casi todos los criadores de bravo intentaban buscar otro tipo de toro “menos duro” que el que se había criado hasta entonces, a ser posible entroncado en cualquier rama de la fecunda casta Vistahermosa, un charro decide adquirir sangre vazqueña. El 30 de noviembre de 1913 Matías Sánchez Cobaleda compra la ganadería del Conde de Trespalacios formada con reses del duque de Veragua.
Su triunfo más sonado como ganadero fue el 2 de mayo de 1915 cuando el toro Consejero facilitó que José Gómez Ortega realizara una de las faenas más sonadas en la antigua plaza de Madrid.
Don Matías fallece en 1929 y tres años más tarde sus hijos Ignacio, Arturo, Ángel, Antonio Luis y Purificación Sánchez y Sánchez se reparten la vacada. El único que sigue con las reses heredadas hasta el final fue Ignacio – abuelo materno de Juan Ignacio Pérez-Tabernero Sánchez, titular de “Montalvo” – que heredó el hierro y la divisa originales de Trespalacios. Aunque en 1932 adquirió 26 vacas y un semental a Doña Carmen de Federico siguió llevando los veraguas por separado.
De la finca “Calzadilla de Mendigos” salieron muchos toros de alta nota, sólo en Madrid sobresalieron: Peluco, al que se le dio vuelta al ruedo en 1942; Correcostas, lidiado en 1946; Benigno y Hacendoso en 1950; Caracolillo y Hechicero en el año siguiente; Andarín en 1954…
Tras la muerte de Don Ignacio Sánchez y Sánchez en 1969, la ganadería pasa a anunciarse a nombre de sus herederos, que cambian el rumbo de la vacada. En 1990 las últimas reses veragüeñas criadas en el campo salmantino son vendidas a una sociedad cordobesa, que poco tiempo después las manda al matadero.

7 comentarios:

Salvador Giménez dijo...

Mi querido amigo, muchas gracias. Soy un apasionado de la sangre veragueña y me da mucha pena que la rama de los Trespalacios este extinguida. ¿Queda algo en el campo charro? ¿Manolo "Trespalacios" conserva algo sin pertenecer a asociación alguna? ¿Donde fueron a parar los que no quiso "Jaralta"?.

Margo Chanig dijo...

Eso mismo me pregunto yo.

Rosa J.C. dijo...

Si no recuerdo mal, fue un Trespalacios" el que dejó cojo al Papa Negro. ¿Acierto?

Salvador Giménez dijo...

Viajero, número 13, cárdeno entrepelado. Siete varas por cuatro caballos. Cornalón de caballo al Papa Negro con destrozo en la safena y el nervio ciático. Viajero acabó con Bienvenida.
Pero insisto en mi pregunta ¿que en el campo charro algo de Trespalacios?

Sánchez-López dijo...

Desgraciadamente Salvador, no tengo noticias de que quede algo puro. Si acaso alguna vaca muy cruzada en la de Angel Sánchez Y Sánchez( hermano De Ignacio). Pero desgraciadamente puro nada de nada.

Sánchez-López dijo...

Un poco puede tener el actual Marqués de Albaserada, que fué quién compró a Don Angel el ganado que heredó de su padre.

Salvador Giménez dijo...

A titulo anécdotico y aunque el hierro fue modificado cuando se vendio, en "Jaralta" se ha vuelto a herrar este año un macho de capa jabonera, "Poquitafacha" de nombre, número 10, guarismo 5. Tiene su origen en la parte que hay en la ganaderia procedente de los hermanos Sampedro, por lo tanto es domecq puro, pero seguro que el pelo clásico de los Trespalacios vuelve a estar en la ganadería que le dio origen a esta de "Jaralta".