jueves, 22 de febrero de 2007

SE ACABÓ EL CARNAVAL DEL TORO.



Después de cuatro días intensos en Ciudad Rodrigo vuelvo a la tranquilidad de Salamanca.


Han sido unos Carnavales diferentes. Con una buena temperatura a pesar de las fechas, con mucha más gente que otros años y con dos encierros a caballo. A los festivales preferí no ir, por la incomodidad de la plaza, porque no me gustaban mucho los carteles y, sobre todo, porque necesitaba descansar. Sí que estoy bien informado porque buenos amigos míos se han tragado todos los festejos y me han dicho que López-Chaves "desplumó" completamente al Gallo, que fue escandaloso lo del novillo que tenían para Víctor Janerio y se formó tal alboroto que se tuvo que devolver. Puede que sea la primera vez que se devuelve en Miróbriga un animal por chico.


Mis únicas "apariciones" en acontecimientos taurinos han sido en el encierro a caballo del Lunes y en el Toro del Aguardiente y el encierro del Martes. Genial el primer día porque entraron todos los toros, y estupendo el segundo porque disfrute del astado de Juan Manuel Criado - precioso- y viví de cerca la intensidad de correr delante de los toros de los Hermanos Sánchez Herrero que venían acompañados por dos cinqueños de los Bayones que habían sido donados por la peña La Divisa para la capea nocturna del día anterior.


En definitiva unos Carnavales para disfrutar... Lástima que los organizadores no se den cuenta de que estas fiestas se llaman Carnaval del Toro y los animales que traen a Ciudad Rodrigo sean en la mayoría de los casos INDIGNOS.

2 comentarios:

ToroAlcarria dijo...

Sí que es verdad, casi todo el mundo coincide en que han sido unos carnavales...distintos. Gracias por contarnos un poco de una de las mayores "concentraciones" de aficionados al toro.

Margo Channing dijo...

¡Vaya garlopo!