lunes, 9 de octubre de 2006

SEVILLANO, CON CASTA PARA VARIAS GANADERÍAS


Llegué a Madrid con la quiniela hecha y entre veterinarios y picadores no me dejaron ver si había acertado con la apuesta. Vaya por delante que si de ocho toros me aprueban cinco, uno justito justito, y me rechazan dos por falta de 15 kilos, pero con más trapío que el aprobado, y otro por cornipaso, típico en este encaste cojo los cinco toros me los llevo a la finca y le armo una a la empresa que no saben por dónde salir corriendo. Pero comprendo que Adolfito no se atreviese a eso, hay mucho en juego y hoy en día no hay ganadero capaz de desafiar al todopoderoso Choperita.
Sólo se lidiaron tres de los cuatro por los que yo aposté y voy a explicar en líneas generales lo que les ví a esos toros.
El primero, REPOLLITO, con 494 kilos es la imagen perfecta de lo que es la definición de trapío. Sin peso excesivo, con cara y en típo.Ovacionado de salida su falta de fuerza no le dejó desarrollar todo lo que tenía dentro.Humillado desde el inicio, fue acortando cada vez más la embestida encastada que tenía por su flojedad y eso que se picó poquito en dos puyazos en los que se dejó pegar sin más. Su muerte fue de bravo.

El quinto, MADROÑO, estaba demasiado escurrido y la cara lo tapaba un poco, fue protestado por parte del público. Lo picaron horriblemente mal, en el cuello y en la paleta, sangrando una barbaridad. Escarbó varías veces. Encabo se dejó ver en la primera tanda en la que dudaba mucho, y el toro se negó a pasar porque sabía que allí había alguien. No fue ni regular, pero pienso que bien lidiado hubiese dado otro resultado, aunque ni mucho menos como Madroñito.
Y salió SEVILLANO queriéndose comer el capote, le tapan la salida del caballo, como es costumbre, y le dan bien.Toma otros dos puyazos en los que cabezea y no se emplea. Su arrancada es temperamental y frenándose de los cuartos traseros. La predisposición de López-Chaves hacen que el toro se venga arriba con una casta extraordinaria y embistiendo cada vez mejor. Muy buen toro que aún cuando se le entró a matar pedía que lo siguieran toreando.
Los otros dos hermanos de camada, fueron más peligrosos, menos claros mansearon mucho más y no quisieron saber nada del tema. El remiendo fue un buey con hierro de ganadería de lidia.
En resumen una tarde entretenida, de la que se esperaba mucho más, pero que los veterinarios, presidente y picadores pudieron fastidiar, y menos mal que Sevillano se les coló.
Un placer conocer a todos los amigos de Rosita que me presentó ayer, ya hablaremos.





10 comentarios:

Costillares dijo...

Fantástico, aunque opino que Repollito si empujo en el caballo y con la cara abajo, enhorabuena por tu acertada predicción, sobre todo por Sevillano.

El placer fue conocerte, a ver si en otra ocasión tambien tenemos tiempo para charlar.

un saludo

Rosa J.C. dijo...

Tenemos que hacer una macroquedada. No sé, quizá una excursión o una tienta o similar... ¿Os imaginais? Luego cada uno ahí contando su movida.
Moló un montón presentaros. Gracias por la visita al comando "grana e ilusión".

Margo Chaning dijo...

No estoy de acuerdo en nada de lo bueno que dices acerca de la corrida de Adolfi (que ya es valor por mi parte hablando contigo) me pareció un bueyada en lineas generales.

Sergio dijo...

Votad en favor de la Fiesta:

http://www.diarioadn.com/sociedad/

Costillares dijo...

A mi me parece una idea extraordinaria, es cuestión de buscar una fecha y el que pueda q asista, si quereis por Extremadura perfecto, aunque quizas zona Salamanca, pille mas cerca de Madrid y ayude a que venga mas gente, o directamente por alrededores de Madrid, por si quiere bajarse algun norteño, lo mejor hacerlo un sabado, visita, comilona, tertulia, copinas y el que quiera y pueda que aguante hasta donde el cuerpo le llegue.

sergi dijo...

Comentario sobre Repollito. Ese toro, aunque arreó con casta y mucho, por el pitón derecho, por el izquierdo (y se vió desde que salió) no tenía un pase. Al Fundi se le quedó en los lances de recibo. Encabo que lo vió transparente, en su quite no le dió ni uno por ese pitón (que bien vé los toros Encabo, otra cosa es luego como los toree) y El Fundi con un par, se puso por ese lado y le dió dos tandas en las que se le quedó debajo de la axila en TODOS los muletazos. Después lo volvió a citar por la derecha, pero el toro ya no era el mismo y empezó a desarrollar sentido por ahí.

Y en mi opinión lo poco o mucho de bueno que tuvo Sevillano lo vimos gracias a Lopez Chaves, que estuvo hecho un tío, se puso en el sitio y tragó, tragó y tragó.

Costillares dijo...

Me da mucho rabia criticar a Domingo, porque es "mi torero", pero yo creo que no se puso en el sitio con Sevillano, en mi opinión desde la comodidad de mi asiento, pero creo que habia que darle mas distancia, mas cruzado y alargar la embestida del toro todo ello templando y ligando.

un saludo

Pdta: Margo, ¿que entiendes por bueyada?

Sánchez-López dijo...

Margo si te refieres a que el índice de bravura fue bajo para llamralo bueyada no puedo menos de darte la razón. Y además hay veces que los bueyes tienen algo, no creo que casta, y se arrancan cuando le tocan los costados. Pero la casta de alguno de esos toros, en especial el último, era la que da emoción a esto, la que le da sentido a la lidia, y la que están tratando de matar todos. Ese toro estaba en lo mejor cuando entró a matar Domingo.Me parece perfecto lo de la tienta.

Margo Chaning dijo...

Sánchez-López, me equivoqué en el término bueyada y he estado toda la puta noche dándole vueltas al calentón del post que puse anoche. Ahora bien, la corrida fue muy chica, sin rematar, que es cosa diferente. Tobillera, se iba abajo a mitad del pase y tiraba cada tornillazo que al que hubiera cogido lo mismo le mete hasta la oreja. Blanda, se cayó, y lo bravo no se cae, como tú bien sabes a no ser de que roce la invalidad. Además la corrida tuvo un problema grandísimo: decepcionó, que es el principal defecto que puede poseer cualquier ser vivo, sea hombre o animal. También podría pasar el que yo no la viera bien, entonces ni puto caso a mi opinión, pero es la mía y la mantengo.

leal a uceda dijo...

Estoy deacuerdo con el Marqués de Albaserrada en cuanto a la preciosa lámina que lucía Repollito. A lo mejor os parece una barbaridad lo que os voy a decir pero si yo fuera ganadero de este encaste, no solo buscaría el trapío de Repollito como referencia, sino también la importancia de sus embestidas. Por el izquierdo, Fundi estuvo cuasiperfecto, porque el cárdeno tenía guasa, pero por el derecho se veían de largo las carencias de este gran lidiador; brusco y mandón. Ese Toro bonito pedía temple y dulzura sin tirones ¡coño!
Eso de que los Toros Bravos no se caen forma parte de la ignorancia más supina. ¿Alguien sabe lo que es la entrega?
Del resto de la corrida... creo que a nuestro Albaserrada le puede la pasión. No fue mala pero sí decepcionante. Aunque comparto contigo aquello de llevarse la corrida a casa o mejor, no traer el saldo que le quedaba para completar. Y en lo del 6º te pierdes del todo, tío. El que embistió fue el tigre de Ledesma que, a base de bragueta, tragó lo que casi nadie puede tragar ahora. El Toro se vio podido y sometido, por eso pasaba. La última tanda con la zurda fue antológica.